Ir al contenido principal

Con un valor de casi 365.000 millones de dólares, el sector mundial de la publicidad digital ha saturado los mercados en línea hasta el punto de que una persona media puede ver hasta 10.000 anuncios en línea aldía. Los Millennials y la Generación Z se han criado en estos contextos digitales y, aunque se espera que el sector crezca hasta los 460.000 millones de dólares en tan solo los próximos tres años, a las generaciones más jóvenes no les importan tanto los esfuerzos actuales por captar su atención. 

De hecho, los jóvenes que crecieron en la economía de la atención son cada vez más reacios a las tácticas de marketing digital que siguen convirtiendo a los consumidores de la Generación X y de la Generación Boomer.-¯Casiel 90% de los Millennials desconfía de las tácticas publicitarias tradicionales, incluso cuando la publicidad digital refleja estos enfoques. Por ejemplo, ya sea online u offline, -¯el outboundmarketing es significativamente menos eficaz con los más jóvenes-¯en comparación con el marketing de influencers y otras formas de inbound marketing. Además de cuestionarse seriamente por qué los jóvenes desconfían de las marcas, los anunciantes también deben fijarse en la evolución del panorama digital para comprender a los consumidores más jóvenes. 

Con el cambio de la recopilación de datos de terceros que impulsa los anuncios digitales a la extracción de datos de origen que potencia las interacciones personalizadas, las marcas deben cambiar su forma de entender a las audiencias digitales. Las audiencias más jóvenes esperan mucho más de las marcas y tienden a demostrar mucho menos compromiso con la marca que los consumidores de más edad; los editores deben ayudar a sus anunciantes a entender los segmentos de audiencia joven y por qué pueden ser reacios a la publicidad. He aquí algunas razones por las que los lectores millennials y de la Generación Z siguen siendo reacios a la publicidad, y cómo los editores pueden ayudar a los anunciantes a superarlo. 

Las marcas utilizan los anuncios digitales para dirigirse a los jóvenes

Los Millennials y la Generación Z no son fieles a las marcas como lo han sido históricamente otros consumidores, lo que significa que tienen grandes expectativas y son propensos a cambiar de marca rápidamente si no están satisfechos con un producto, servicio o experiencia. Los consumidores jóvenes son extremadamente conscientes de la diferencia entre una marca que se centra en sí misma -en lugar de en su público- y esta es una razón por la que ignorarán una marca y evitarán sus anuncios. ¿La solución? La publicidad digital debe dejar de hablarles alos jóvenes y empezar a crear un diálogo en línea con ellos. 

Una forma en que las marcas pueden hacerlo es crear embudos más reflexivos que respeten las complejas formas en que los jóvenes entienden las experiencias digitales. Esencialmente, las marcas deben rehumanizar la forma en que ven las interacciones en línea y dejar de pensar en los lectores jóvenes como meros puntos de datos, tasas de conversión y métricas de vanidad capitalistas. Ante todo, las estrategias de publicidad digital deben pensar en ellos como personas a las que pueden servir. 

Por ejemplo, los mensajes dirigidos a los lectores jóvenes que se limitan a presionar para que compren son ineficaces. Por el contrario, las marcas que ofrecen la posibilidad de dar su opinión, ofrecen anuncios con información realmente valiosa e interesante y demuestran un conocimiento personalizado de su público estarán mejor posicionadas para el éxito. 

Dana Kachan, estratega de contenidos digitales, ofrece algunos ejemplos de este enfoque:-¯ 

"La interacción define a las generaciones modernas... Las empresas que se replantearon antes su enfoque de la publicidad y ajustaron oportunamente los anuncios a las nuevas necesidades de los consumidores evitaron la oleada de desconfianza hacia la publicidad online. Al ofrecer a la gente la oportunidad de interactuar entre sí y con la propia marca a través del anuncio, abordaron las nuevas necesidades de socialización del consumidor.-¯Contenidos interactivos como cuestionarios, preguntas abiertas, encuestas, concursos, regalos, vídeos interactivos, encuestas, widgets de calculadora, etc., pueden ayudar a las marcas a conectar con su público objetivo e impulsar el compromiso." 

En lugar de centrarse en "captar" la atención y el interés del público digital joven, las marcas deberían centrarse en cultivar una relación más genuina con ellos. Esto requiere que los anunciantes comprendan la humanidad y las experiencias holísticas de los jóvenes, no como un monolito, sino como un grupo muy diverso que busca un valor real. Las marcas que realicen este cambio encontrarán un público más joven más abierto a sus anuncios y potencialmente más interesado en sus ofertas de productos o servicios. 

La publicidad digital está en las plataformas equivocadas

Además de no comprender a los lectores jóvenes en su conjunto, muchos anunciantes tampoco saben dónde encontrarlos. Los lectores son ciegos a los anuncios porque ven el contenido equivocado en los contextos equivocados. No se trata sólo de "utilizar las redes sociales" para atraer a los jóvenes: las marcas que quieran superar la ceguera publicitaria de los Millennials y la Generación Z deben comprender dónde conectar con estos lectores en el contexto de la propuesta de valor de sus marcas, cómo y por qué. 

Por ejemplo, la narración de historias de marca en plataformas de medios sociales a través de teléfonos inteligentes son algunos de los mejores lugares para que los anunciantes digitales conecten con los jóvenes, pero los anunciantes digitales deben preguntarse "por qué" en el contexto de sus propias marcas.-¯Los millennialsy la Generación Z son los menos propensos a utilizar bloqueadores de anuncios en los teléfonos inteligentes-¯en comparación con otras herramientas tecnológicas, por ejemplo, pero esto no significa que los anunciantes digitales serán eficaces simplemente lanzando campañas de medios sociales móviles.-¯ 

El director senior de productos de tecnología de la información, MilosStanic, explica: "Las historias están de moda, pero no es tan sencillo. La pregunta que debemos hacernos es: ¿por qué Snapchat es atractivo? La respuesta es sencilla: visualización, contexto y apropiación del canal. Las cosas no triunfan en Instagram porque estén en Instagram. Si tienen éxito -y es un gran 'si'- es porque el contenido se crea teniendo en cuenta el canal específico y el espíritu de ese canal". 

Los anunciantes que sepan responder por qué su marca debe estar en una plataforma social móvil en el contexto de loshábitos de los lectores más jóvenes serán más proclives a elaborar estrategias publicitarias con las experiencias tecnológicas adecuadas. 

Los anuncios digitales pueden percibirse como irrelevantes e inútiles

Si los anuncios digitales aspiran a ganar dólares de los Millennials y la Generación Z, deben cumplir los estándares online que esperan los jóvenes. Uno de los mayores problemas que tienen las marcas es que no entienden realmente por qué los consumidores jóvenes siguen sus contenidos online, incluido el interés (o desinterés) por sus anuncios. 

El experto en marketing digital TomRitondale explica: "El 62% del público joven sigue al menos una marca en las redes sociales. Su principal motivación es recibir información actualizada sobre esa marca o sus productos y servicios". Esto añade más credibilidad a la idea de que si el contenido y el entorno son respetuosos con los deseos de los usuarios, se implicarán". 

Las marcas que entienden dónde están sus audiencias -y por qué están interesadas en sus productos, experiencias o servicios- estarán mejor posicionadas para ofrecer contenidos publicitarios que sean relevantes y realmente útiles para los lectores jóvenes. Hay una serie demodelos de segmentación de la publicidad digital que están cobrando impulso y que pueden ayudar a las marcas a comprender esto, pero los anunciantes también deberían reflexionar más profundamente sobre el valor real que sus marcas deberían aportar al mundo para sus lectores más jóvenes. 

La estratega de marketing Meaghan Moraes explicó para Hubspot-¯un concepto que debería extenderse tanto a la publicidad digital como al contenido digital genérico (digamos en la cuenta de Instagram de una marca): "Los millennials apoyan a las empresas que se dedican a mejorar la vida de sus clientes con contenidos informativos. En lugar de listados de productos y servicios, los millennials quieren libros electrónicos, libros blancos, entradas de blog, vídeos y otra información práctica, y eso es inbound marketing. Aprecian el liderazgo de pensamiento y la experiencia, por lo que esta es la oportunidad de su empresa para proporcionar contenido asesino que se clasifica altamente en Google y mostrar a los consumidores jóvenes que usted es el buff de la industria." 

Las marcas que encuentren la manera de cambiar hacia formas diferentes de comunicación en los espacios adecuados y con contenidos relevantes y útiles tendrán más probabilidades de conectar con los lectores más jóvenes.-¯Ritondale afirma:-¯"A los millennials no les molesta la publicidad [digital]; sólo quieren anuncios que tengan sentido. Para que un anuncio tenga sentido para un usuario millennial, las marcas deben tener en cuenta el mensaje, la tecnología y el contexto." 

Lineup

Lineup Systems es el principal proveedor mundial de tecnología de ventas de medios de comunicación, y representa a más de 6.800 marcas de medios de comunicación en todo el mundo, entre ellas Gannett/USA Today, New York Times y News Corp. Amplio es la solución multicanal de monetización de audiencias de Lineup que ayuda a las empresas de medios de comunicación a explotar todo su potencial de ingresos por lectura, utilizando inteligencia basada en datos para captar, fidelizar y monetizar a los lectores con ofertas personalizadas que aumentan los ingresos por lectura y reducen la rotación. Adpoint es la solución integral de Lineup para la venta de publicidad en medios multicanal que ayuda a las empresas de medios a agilizar sus operaciones, hacer un mejor uso de los datos, aumentar la eficiencia e incrementar los ingresos.